Reapertura y falta de transparencia agravan pandemia de Covid-19 en América Latina.

Expertos de la Universidad de Miami señalan que las reaperturas, la falta de transparencia y la dificultad que tendrá la población para tener acceso a la vacuna agravarán la pandemia de la COVID-19 en América Latina.

El investigador Michael Tunis aseguró que, con solo el 8% de la población mundial, la región tiene más del 34% del promedio de muertes diarias en el mundo a causa del COVID-19.

Incluso, dice que la falta de transparencia será rebasada por la mortalidad del virus.

Según la doctora Patricia García, exministra de Salud de Perú, a la fecha se han documentado más de diez millones de contagios y unas 373.000 muertes, en la región, que deberían catalizar cambios estructurales ya que se darán otras pandemias y hay que estar mejor preparados.

“Latinoamérica ha sufrido mucho por cuestiones contextuales, que son las más difíciles de cambiar, pero creo que la ciencia en todos sus aspectos podría ayudarnos a dar luces», manifestó.

Además, afirmó que es necesario «empujar para que las políticas, de alguna manera, se basen en datos que ha sido una cuestión muy difícil”.

Por su parte, el politólogo Michael Touchton señaló que «no se sabe realmente cuántas muertes hay o cuántos casos hay». «Pero vamos a ver en un año o menos cuando las muertes crecen y crecen, será imposible evitar la evidencia”, agregó.

Según Adolfo Rubinstein, fundador del Instituto de Política Sanitaria en Argentina, los países que registran un mayor número de contagios nuevos son Brasil, Argentina, Colombia y México.

El académico además manifestó que es preocupante el acceso a la vacuna en la región.

“Me parece que el contexto global no está ayudando demasiado, me parece que hay una disputa entre el nacionalismo -no sé si llamarlo nacionalismo vacunológico- y la solidaridad global, es muy difícil que se logre el financiamiento sobre todo en los países más vulnerables que tienen menos chances de tener un acceso oportuno a la vacuna”.

La similitud de características económicas, culturales, sociales y políticas de la región podrían impulsar una visión común, ya que juntos se podría hacer mucho más que separados, concluyeron los analistas.

El Observatorio de Políticas de COVID-19 de la Universidad de Miami recopila, analiza y comparte datos de América Latina.

En todo caso, los casos de Covid-19 en América Latina y el Caribe siguen en franco crecimiento. El reporte entregado este viernes por la Universidad Johns Hopkin, registra 10 millones 270 mil 638 contagios del virus en la región, distribuidos así:

-Brasil: 5.169.386
-Argentina: 949.063
-Colombia: 936.982
-Perú: 859.740
-México: 834.910
-Chile: 486.496
-Ecuador: 150.360
-Bolivia: 139.319
-Panamá: 122.883
-Rep. Dominicana: 120.066

Frente al sombrío panorama que registran los países por la pandemia del Covid-19, autoridades de América Latina llamaron a la población a no caer en el «desánimo» ante los efectos de la enfermedad que avanza en la región pese a los esfuerzos de los gobiernos por contener el virus y que ha dejado una severa crisis tanto económica como sanitaria y social.

En Brasil, con 5.169.386 casos y 152.460 muertos, un estudio científico difundido este jueves por la prensa local reveló que la COVID-19 es capaz de infectar células del tejido cerebral y afectar la estructura del córtex, región del cerebro responsable por funciones como la memoria, la conciencia y el lenguaje.

«Demostramos por primera vez que el virus SARS-Cov-2 infecta y se replica en los astrocitos y eso puede disminuir la viabilidad de las neuronas», dijo el científico Daniel Martins de Souza, profesor del Instituto de Biología de la Universidad de Campinas (Unicamp).

«La infección de este tipo celular fue confirmada por medio de experimentos hechos con tejido cerebral de 26 pacientes que murieron de COVID-19», añadió el estudio.

Por lo pronto, los gobiernos de Brasil y Paraguay celebraron el inicio de un proceso gradual de apertura de fronteras comunes, en un comunicado conjunto divulgado por la cancillería brasileña.

Este jueves fueron abiertos los puestos fronterizos de Foz do Iguaçu-Ciudad del Este, Ponta Porã-Pedro Juan Caballero y Mundo Novo-Saltos del Guaira.

En Argentina, con 949.063 infectados y 25.342 decesos, el gobierno pidió a la población no caer en el «desánimo» ante los efectos de la pandemia, por la cual el país se encuentra bajo cuarentena desde el 20 de marzo pasado.

«No nos tiene que vencer el desánimo, porque yo sé que estamos todos cansados y estamos todos podridos (hartos) de la cuarentena y de la pandemia», afirmó el jefe del Gabinete de Ministros, Santiago Cafiero.

«Está claro todo lo que suponen las restricciones, pero así está el mundo. Que no nos gane el desánimo, porque la verdad es que hemos logrado muchas cosas todos los argentinos» desde marzo, dijo Cafiero en entrevista a una radio local.

En México, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció este jueves que su administración buscará que hospitales privados ofrezcan atención gratuita a la población afectada por la COVID-19, al contar con mejores especialistas en la materia.

En su habitual rueda de prensa matutina, el mandatario mexicano se refirió a «una nueva etapa» en el país de atención a la COVID-19, una vez que la propagación del virus se ha estado debilitando en las últimas semanas, el cual contempla una reconversión de algunos hospitales públicos para especializarlos en la atención a la pandemia, junto con el apoyo de las instalaciones privadas.

En Chile, con 486.496 positivos y 13.434 defunciones, el Ministerio de Salud llamó a la ciudadanía a mantener las medidas para prevenir el contagio de la COVID-19 ante eventuales manifestaciones por el primer aniversario del estallido social, que desató una ola de protestas por demandas sociales en el país el 18 de octubre de 2019.

«(Hay que) recordar que todas las marchas deben realizarse con medidas de prevención para evitar contagio, como mascarillas y distanciamiento físico para evitar un número alto de casos positivos que les impida votar» en el plebiscito constituyente del próximo 25 de octubre, señaló a los periodistas el subsecretario de Redes Asistenciales, Arturo Zúñiga.

El funcionario señaló que para este fin de semana se elaboró un plan para reforzar las atenciones de salud de urgencia «ante eventuales marchas que se pudieran producir con ocasión del cumplimiento de un año del movimiento social», que contempla resguardar a trabajadores, pacientes e infraestructura, y la aplicación de protocolos acordados junto con la Policía.

En Perú, con 856.951 contagios y 33.512 muertes, se inició la reapertura progresiva de al menos 18 museos prevista para octubre, tras haber permanecido siete meses cerrados debido al estado de emergencia por la pandemia.

El ministro de Cultura, Alejandro Neyra, explicó en entrevista al canal privado «América Televisión» que los museos programados para este mes cuentan con «todos los protocolos de seguridad, como la medición de la temperatura, uso de agua y jabón permanente», entre otros.

«Estamos haciendo los ingresos con los aforos al 50 por ciento y la idea es que hagan la inscripción online, preferentemente, para que podamos tener control», dijo el funcionario, quien agregó que durante octubre el ingreso será gratuito.

En Ecuador, con 150.360 casos y 8.030 decesos, el director del Instituto Nacional de Estadística y Censos, Diego Andrade, informó que en medio de la pandemia la tasa de desempleo en el país se ubicó en 6,6 por ciento en septiembre pasado, lo que significó que 522.620 personas estaban sin trabajo.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Empleo, Desempleo y Subempleo presentada por Andrade en rueda de prensa virtual, la tasa de desempleo de septiembre fue superior a la de igual mes de 2019 (4,9 por ciento), pero menor a la del período mayo-junio de este año (13,3 por ciento).

Entre mayo y junio de este año, la cifra de desempleados superó un millón de personas en Ecuador como impacto de la pandemia del nuevo coronavirus.

En Colombia, ingenieros de la compañía colombiana QL Concept presentaron recientemente su último lanzamiento tecnológico, un casco con propiedades biomédicas que busca brindar seguridad a los niños en medio de la pandemia.

Se trata de una cápsula diseñada por ingenieros biomédicos y aeronáuticos que permite cualquier actividad infantil, equipo que fue desarrollado al considerar a menores con condiciones de salud especiales, vulnerables a contraer el coronavirus o cualquier otro virus.

«Realmente sabíamos que los niños era un sector muy puntual y son muy delicados para manejar temas como el de los respiradores», dijo a Xinhua Ricardo Andrés Conde Blanco, director de operaciones de QL Concept.

«Entonces tuvimos que analizar la cantidad de oxígeno que entraba. Pensamos en tener sus oídos descubiertos, porque sabíamos que un niño podía tener problemas de comunicación, y el tema del audio para el niño es primordial», agregó.

Impactos: 2

Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.