En Colombia 977 municipios sufren la pandemia y 145 se mantienen libres del COVID-19.

En Colombia «tenemos una situación de epidemia madura en la cual el brote ya está suficientemente extendido, pero es importante decir que esa situación muestra una tendencia a la estabilidad en términos de crecimiento», afirmó el ministro de Salud Fernando Ruiz Gómez, al resaltar que hoy 977 municipios del territorio colombiano tienen afectación y 145 se mantienen No Covid.

Las precisiones las hizo el ministro de Salud en el marco de un debate de control político sobre la pandemia en la Comisión Séptima del Senado, en el que participaron también la ministra del Interior, Alicia Arango; el superintendente de Salud, Fabio Aristizábal. y la directora del Instituto Nacional de Salud, Marta Ospina.

El ministro explicó que «desde el mes de abril, que tuvimos la aplicación de la cuarentena, posteriormente la relajación de esta y últimamente hemos venido creciendo en la medida que se implementa la apertura de la economía. Todo esto para tener tiempo y disponer de servicios de salud suficientes para atender a la población colombiana», aseguró el jefe de la cartera de Salud, agregando que el nuestro ha sido un país que ha generado aperturas de la economía durante el proceso de crecimiento de la pandemia sin tener que volver a una cuarentena estricta y todo bajo un proceso regulado.

Reiteró que los números no hacen la radiografía de la situación del país, porque para ello se deben tener diferentes variables y evitar así los sesgos de interpretación. Para ello, recomendó comparar los países según la progresión de la epidemia, así como las tasas y los tiempos de duplicación de casos y fallecimientos.

«Tenemos ciudades donde la tasa de contagio se ha venido reduciendo de manera sustancial como Leticia, Tumaco, Cartagena, Barranquilla, Quibdó y, probablemente, Sincelejo», precisó, así como ciudades que han tenido una tendencia activa y ya está en decrecimiento como Medellín, Bogotá y Cali. La expectativa es que a partir de las próximas dos semanas empiecen a reducir. Posteriormente vendrán ciudades como Bucaramanga y Cúcuta y luego las ciudades del Eje Cafetero», sostuvo, detallando además la comparación de nuestro país con otros de América Latina en cuanto a mortalidad, letalidad y casos.

Ante la Comisión Séptima del Senado, el ministro de Salud y Protección Social, Fernando Ruiz Gómez, habló de la gestión frente al Covid-19 en el país, las medidas tomadas y los retos enfrentados en atención a la pandemia.

«El objetivo central de la estrategia ha sido reducir el impacto en mortalidad, lo segundo modular el impacto de la epidemia en los servicios de salud con el fin de tener la mayor posibilidad de ganar en términos de tiempo y hacer la consolidación y construcción de las capacidades para atención de la población, así como modular los impactos sociales y económicos de la salud», sostuvo el ministro Ruiz Gómez en su intervención.

En estos momentos, indicó, tenemos 489.122 personas afectadas en términos de contagio y un número creciente de recuperados, así como 15.619 fallecidos al día de hoy. Además, una ocupación UCI del 69%.

«No se ha resaltado ni estudiado a profundidad la capacidad que tiene el país en tan solo cinco meses de contar con información actualizada día a día, casi en tiempo real, de las diferentes variables que ha tenido el desarrollo de la pandemia», dijo, manifestando además que antes de la pandemia, nuestro país no tenía la capacidad de hacer seguimiento a sus camas UCI, por ejemplo, así como capacidad de seguimiento de casos de contagio y mortalidad.

Lo anterior se debe al montaje de diversos sistemas de información como CoronApp, que puede capturar en tiempo real; el sistema Sismuetras, que recoge la información de todos los resultados de las muestras a nivel nacional; y el Segcovid, que puede brindar información a todos los operadores y entes territoriales sobre la población de contacto, afectadas e integra toda la información. Es decir, Colombia en cuestión de meses ha construido una capacidad de seguimiento que no tenía en lo que tiene que ver con integración de variables epidemiológicas.

El ministro Ruiz aseguró que el Gobierno ha sido transparente frente al país en el manejo de la pandemia y que ha cumplido los tres objetivos centrales: reducir impacto de mortalidad del Covid, modular el impacto sobre servicios de salud y modular sus impactos sociales.

“Lo primero a destacar es la capacidad que logramos de hacer seguimiento en tiempo real de la ocupación de camas UCI y de todos los indicadores de la pandemia. Sobre el número de contagios, Colombia ha generado apertura de la economía sin que se disparen los contagios. Colombia no se ha ahogado económicamente como otros países”, destacó el Ministro.

“La mayor parte de municipios tienen afectación, pero la tendencia es a la estabilidad con decrecimiento. No se puede determinar el pico de la pandemia, pero vemos tendencia a la reducción de casos”, agregó.

El Ministro presentó cifras internacionales según las cuales Colombia está en mejor situación que varios de América Latina. “Hay que tener cuidado con las comparaciones, porque son situaciones diferentes”.

“En muertes por millón de habitantes en América Latina, Colombia y Argentina se muestran como los países con mejores resultados. Y sobre las pruebas hay que señalar que se han aumentado significativamente y lo que hay que hacer es mejorar los tiempos de entrega de los resultados”, aseguró.

Otro tema abordado fue el de pruebas, que partió de una capacidad de 600 en marzo y en agosto va en un promedio de 40 mil pruebas diarias. «Esperamos con la llegada de pruebas de antígenos logremos generar una mayor capacidad y rapidez en el procesamiento de pruebas», destacó, estableciendo que a la fecha no hay validación positiva para pruebas de anticuerpos, por lo cual se determinó no realizarlas señalando como una decisión positiva esto, evitando así la asignación de falsos negativos.

El ministro Ruiz Gómez habló del programa PRASS. «Ante sintomatología de covid-19 lo primero debe ser el aislamiento, no la prueba. El aislamiento inmediato para la curva de contagio y reduce la transmisibilidad, a diferencia de si la persona mientras espera la prueba sigue circulando».

«Ha habido retraso en la toma y reporte de pruebas, esto en parte es consecuencia del mismo éxito que se ha tenido en el crecimiento, pero también en la sobredemanda de pruebas», aclaró.

En el debate, los Senadores de la Comisión Séptima del Senado pidieron al Gobierno Nacional redoblar esfuerzos para afrontar la pandemia del Covid-19, especialmente en temas como el procesamiento de pruebas y aumento de camas UCI.

El senador Carlos Fernando Motoa (Cambio Radical), como citante del debate, destacó el compromiso del Gobierno Nacional para enfrentar la pandemia. Sin embargo, expresó su preocupación por lo que ocurre en departamentos como el Amazonas, Vaupés y San Andrés, en donde no hay suficientes unidades de cuidados intensivos ante posibles rebrotes.

En materia de cifras, el senador Motoa presentó estudios internacionales que muestran que Colombia no ha afrontado tan eficientemente la emergencia por la pandemia. “Colombia -por ejemplo- tiene más casos por millón de habitantes que México, que es un país que no es referente en la lucha contra el Covid-19. Esto demuestra que no estamos tan bien a nivel regional”, dijo el senador.

Aunque Motoa destacó el aumento de laboratorios y de unidades UCI como indicadores positivos en la estrategia del Gobierno, también criticó la poca eficacia de las pruebas que no se están procesando adecuadamente para afrontar la pandemia. “Hay represamiento de pruebas, casos de retraso de 72 días para la entrega de resultados. Así esta estrategia de prevención resulta ineficiente”.

Otro punto a mejorar, aseguró Motoa, tiene que ver con las malas condiciones del personal médico que afronta la pandemia. “Hay renuncias de médicos por incumplimiento en pago de salarios, por no recibir elementos de bioseguridad y hay regiones como el Chocó donde los médicos no pueden trabajar”.

La senadora Laura Fortich (Partido Liberal) advirtió sobre los rebrotes del virus en Europa y algunos países asiáticos. “Ante la necesaria reactivación económica. ¿Cuál es la estrategia del Gobierno para evitar que ocurra los mismo?”, se preguntó la senadora.

La senadora Fortich y el senador José Ritter López (Partido de la U) hicieron un llamado al Ministerio de Salud para que diseñe políticas para afrontar el problema de la salud mental que se agravará luego de la pandemia.

Los senadores Manuel Bitervo (AICO), Victoria Sandino (Farc) advirtieron sobre el déficit de camas UCI en departamentos como Amazonas, Vaupés y sobre el aumento de los casos de Covid-19 en las poblaciones más vulnerables como la indígena. Además insistieron en la necesidad de mejorar el mecanismo de la toma de pruebas en las zonas más apartadas del país.

Senadores como Aydeé Lizarazo (Partido Mira) Gabriel Velasco, Honorio Henríquez (Centro Democrático), Nadia Georgette Blel (Partido Conservador) y Fabián Castillo (Cambio Radical) destacaron la labor del Gobierno del presidente Iván Duque en la lucha contra la pandemia y especialmente de funcionarios como el ministro de Salud, Fernando Ruiz, que han respondido de manera adecuada a la emergencia sanitaria.

Impactos: 10

Comparte en redes sociales

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.